I’ve Been Killing Slimes for 300 Years – Volumen 1 – Capitulo 7 – Parte 1

I've Been Killing Slimes for 300 Years and Maxed Out My Level v0

Capitulo 7: Fuimos a la boda de un dragón
Parte 1

“Yaaaaaawwn. Buenos días Laika.”

Cuando entre al comedor, todas las demás estaban ahí. Laika estaba en la cocina preparando el desayuno.

“Buenos días, Madame Profesora. Es inusual que se levante tan tarde.”

Esa fue Halkara. Ya se había levantado.
Ella tenía razón. Casi nunca me levanto más tarde que ella.

“Buenos días, Halkara. Bueno, yo también tengo días como estos.”
“No me diga que pasó una noche sin dormir con Laika…”
“Tienes algunas suposiciones muy arraigadas, ¿verdad? Compré un nuevo grimorio y estaba tan absorta en él que me quedé leyendo hasta tarde. Mis hijas también están aquí, así que ten un poco más de cuidado con lo que dices.”
“Sí, Madame Profesora, lo siento.”

Ella parecía genuinamente arrepentida. Bien.

“Es solo que, usted sabe, aún soy joven, así que no estoy segura de cómo poner esto… quiero algo como una historia de amor. No tiene que ser mi propio romance. ¡Quiero que alguien a mi alrededor se enamore!”

La apelación de Halkara sonaba desesperada.

“Por cierto, dijiste joven. ¿Cuántos años tienes?”
“D-Diecisiete… y dos mil quinientos meses, más o menos.”
“Eso son más de doscientos años.”

Aunque, a los trescientos, no tenía derecho de hablar.

“¡Pero verá, a esa edad, los elfos prácticamente aún tienen grasa de bebé! Pero olvide mi edad– ¡¿no hay algún tipo de romance por aquí?!”
“Honestamente, no.”

En el transcurso de estos tres siglos, no he tenido ninguna experiencia que pudieras llamar romántica. Ninguna.

“En ese caso, ¿qué hay de ustedes, Falfa y Shalsha? ¿Están enamoradas?”

Esta vez, Halkara se volteó hacia mis hijas.
Las dos habían vivido por cincuenta años, pero si cualquiera de ellas me hubiera dicho que había un chico que les gustaba, habría sido un poco impactante.

“¡Yo amo a mi mami!”
“E-Eso es más o menos lo que yo pienso también…”

Ese momento en que tus hijas dicen que te aman no tiene precio. Realmente me hace estar feliz de estar viva.

“Um, no, no me refería a eso. ¿No se han enamorado de un hombre? O, quiero decir, una mujer también estaría bien.”
“Escucha… ¿Podrías no enseñarles cosas raras a mis hijas?”
“¡Pero, Madame Profesora, eso tiene el efecto opuesto! Saber muy poco de romance puede acabar hiriendo a sus hijas. Además, desde una perspectiva humana, no sería extraño que ellas tuvieran nietos a esta edad.”
“Erg… Ese es un muy buen punto…”

Cierto, no tenía bases para suponer que mis hijas nunca se enamorarían.
Aun así, aún se veían como si tuvieran unos diez años… Dado eso, ¿no sería mejor no enseñarles nada adverso?”

“Mamá, ¿de qué te preocupas?”

Cuando estoy en problemas, Shalsha siempre responde inmediatamente.

“Me pregunto cómo debería explicarles lo que es el amor.”
“El amor es el regalo más magnifico de los dioses a la humanidad, según la teología.”
“Um, hmm, eso puede ser correcto en teoría, pero no parece del todo correcto.”
“Además, cuando nace el amor, sentimientos superficiales de placer se manifiestan. Este placer, sin embargo, no es amor. Al contrario, es más como una neblina que oscurece al amor, y uno debe tener cuidado de no ser desviado por ella. Esa es la interpretación teológica.”

¿Hmm? Parece que ahora soy yo la que está aprendiendo sobre el amor.

“Tendencias recientes en la teología sugieren que el amor se divide en cuatro tipos – ágape, amor absoluto de dios; storge, amor de familia; philia, el amor de amigos; y eros, amor romántico – pero tomaría un rato explicar eso, así que lo explicaré más tarde.”
“Bien… Gracias…”

El amor realmente es complicado, ¿verdad? No solo eso, sino que el tema del amor romántico cambió a una variedad más general durante esta conversación. Recuerdo haber escuchado algo sobre que el amor y el romance eran conceptos separados… Me estoy confundiendo.
Mientras me sentaba ahí agonizando, Laika trajo platos de comida.

“Aquí tienen: sándwiches de huevo revuelto. Tengan cuidado de no quemarse, por favor.”

Por supuesto. Tal vez le pregunte a Laika sobre experiencia romántica.

“Dime, Laika, ¿alguna vez te has ena–?”
“Oh, Lady Azusa, había algo que debía decirle.”

Laika, que había puesto la mesa, aplaudió con convicción.

“Volveré a la casa de mi familia.”

Por un momento, me quedé viéndola boquiabierta.

“¡¿Qu-qu-qu-qu-qué?! ¡¿Qué pasó?! ¡¿No estás feliz con tu vida aquí?! ¡Si tienes alguna queja o preocupación, dime– no te guardes nada! ¡Lo arreglaré!”

Recordé cuando uno de mis juniors tuvo que renunciar a la compañía.
Como uno de sus mayores, le aconsejé que aguantara al menos hasta que encontrara su siguiente trabajo.
Aunque yo morí por exceso de trabajo, así que de cierta forma, la decisión de ese junior fue prudente. Después de todo, si simplemente vas a matarte de esfuerzo, el desempleo es una mejor opción…
Esto no es bueno. Mis recuerdos me están convenciendo de que renunciar es una buena idea.

“Laika, ¿hubo un problema conmigo como bruja? ¿Mis métodos de enseñanza estaban mal? ¡Por favor, dime!”
“¡Um, ¿Lady Azusa?! ¿Qué pasa?”
“¡¿Qué más podría ser?! ¡Yo pienso en mis aprendices como familia! ¡Si me dices que te vas, por supuesto que me voy a alterar!”

Realmente estaba en deuda con Laika. Nuestro primer encuentro fue peligroso, pero ahora todo – incluso eso – era un recuerdo realmente agradable.

“¡Lady Azusa, cálmese un momento, por favor!”
“B-Bueno, no puedo, no con algo como esto… ¡No renuncies a ser mi aprendiz, Laika!”
“¡No estoy renunciando! ¡Mi hermana mayor se va a casar, y yo simplemente voy a volver a casa para la boda, eso es todo!”
“¿Huh? ¿Una boda…?”

Ahora que lo pienso, cuando Shalsha atacó, Laika mencionó eso, ¿no es así…?

“Así es. Va a haber una ceremonia en el Monte Rokko, el volcán donde vive la tribu dragón. Mi hermana se va a casar con su amigo de la infancia. Oh, y ambos son dragones.”

Falfa estaba increíblemente feliz y exclamó, “¡Yaaaaay! ¡Felicitaciones!” Ciertamente ameritaba felicitaciones.

“¿Entonces esta es la forma del amor?” Murmuró Shalsha, sonando iluminada.

Sí, creo que podrías decir que el matrimonio es una de las formas de completar un romance.

“Ya veo, sí, definitivamente tienes que ir. Estoy segura de que tu hermana estará encantada.”
“Sí. Me gustaría celebrar el comienzo de su nuevo viaje– Oh, cierto.”

Laika pareció dar con una idea.

“¿Les gustaría asistir a la boda conmigo? No hay necesidad de pensar en ceremonias ni cosas sofisticadas como esas. Las bodas de dragones son bastante informales, así que simplemente considérenlo algo parecido a un festival o un paseo.”
“¡Yo voy! ¡Quiero ver a la novia!”

Mi hija Falfa expresó su interés antes que yo.
Cierto, si esta era la boda de la hermana mayor de mi aprendiz, estaría bien que yo asistiera.

“Muy bien. Iremos, entonces. A máxima velocidad, creo que tomaría uno dos días para llegar al Monte Rokko. Si tomamos a Falfa y Shalsha en cuenta, probablemente deberíamos mantener un ritmo que podamos soportar las cuatro.”
“Me transformaré en dragón y las llevaré ahí. También me encargaré de sus alojamientos.”

El asunto estaba prácticamente resuelto.

“Una boda dragón, ¿hmm? Tendremos que vestirnos… Y dejé todos mis vestidos en casa…”

Halkara ya parecía estar pensando en qué usar.

“En ese caso, haré el viaje a casa por adelantado y les haré saber que asistirán. Regresaré más tarde.”
“Por supuesto. Dales nuestros saludos.”

Y entonces fue decidido que toda la familia de la bruja de las colinas iría a la boda.

Ese día, fuimos a Flatta para que hicieran nuestros atuendos.
Mis hijas ya estaban increíblemente emocionadas por tener la oportunidad de usar vestidos. Su reacción genuinamente infantil era un alivio para mí.
Shalsha se probó cada vestido a la vista, constantemente reflexionando sobre cuál sería mejor.

“Hmm, no creo que este combine con mi cabello…”
“Eso no es verdad. Te preocupas demasiado, Shalsha.”
“Bueno, Hermana, tú los elogias a todos, así que no lo sé…”

Esto era parte de la diversión cuando se trata de este tipo de cosas, así que pensé que estaba bien que ella estuviera un poco insegura.
Halkara había comenzado a probarse vestidos de la repisa.

“Disculpa, ¿Madame Profesora? ¿Podría decirme si esto se ve raro?”

Ella me llamó desde el cuarto de cambio, así que entré.

“¿Qué tal? ¿Encontraste un buen–? Oh, ese absolutamente no.”

Halkara estaba usando un vestido con un escote bajo, y en el momento que lo vi, supe que no funcionaría.

“¿Enserio? Me gusta el color…”
“Apenas esconde algo de tu busto o tu derriere.”
“… ¡Oh! ¡¡¡No, eso no es bueno!!! ¡¡¡Me cambiaré!!!”
“Halkara, con tu figura, ninguno de los vestidos pre-hechos te quedará, y todos terminarán siendo provocativos. Que hagan el tuyo desde cero… Y honestamente, si planeas ir vistiendo así, de ninguna forma dejaré que vayas.”

Podría ser un poco más consiente de como luce su propia figura.
Al final, hicimos que confeccionaran vestidos para las cuatro.
Ya que Laika había ido a informar a la gente en su casa que íbamos a participar, naturalmente, ella estaba ausente. Aunque ella había estado planeando asistir a la boda desde el principio, así que de todas formas probablemente ya estaba lista.
Laika regresó antes de la cena. Aparentemente, nuestra intención hacer una aparición había sido recibida con una aprobación unánime.

“Mi familia dijo que si la Bruja de las Colinas iba a ir, les encantaría verla.”
“Desearía que la gente no me tratara como a una celebridad.”
“Usted definitivamente es famosa, Lady Azusa. Creo que el nombre Bruja de las Colinas tiene peso en casi toda Nanterre.”

Quería decirle que estaba exagerando, pero Halkara había venido buscando mi ayuda a pesar de vivir en otra provincia, así que mi renombre probablemente era real.

“Fuimos a que nos hicieran vestidos. Tú ya tienes uno, ¿no es así, Laika?” Pregunté solo para estar seguro.
Después de todo, si no lo tenía, podría parecer que la estábamos excluyendo.

“Sí, varios.”
“¿Varios? Pareces una joven rica… Entonces la ceremonia no será problema.”
“Así es. Usaré un vestido que mi hermana me dio hace mucho.”

Vaya par de hermanas de alta sociedad.


AnteriorÍndice – Siguiente

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s